Cambio climático y seguridad alimentaria

Los sistemas de seguridad alimentaria se han puesto en duda a raíz de la crisis de la listeria, pero la realidad es bien diferente, algunos expertos aseguran que estamos viviendo el momento de mayor seguridad alimentaria de la historia. Desde Unika, tu laboratorio experto en seguridad alimentaria, te contamos por qué.

El consumidor europeo puede considerarse como uno de los más seguros del planeta, y es que los estándares de seguridad son muy altos hoy en día. Pero la verdad es que el riesgo 0 no existe, y casos como el de la listeria se pueden dar aunque las probabilidades sean reducidas.

La relación

A simple vista, pueden parecer temas que no tengan mucha relación, pero la realidad es que el cambio climático y la seguridad alimentaria están estrechamente ligados. Desde Unika, tu laboratorio experto en seguridad alimentaria, te contamos como se relacionan.

Como todos ya sabemos, el cambio climático supone cambios en las temperaturas a lo largo de los años, con el incremento de las mismas; afecta gravemente a la lluvia,  la forma y la estacionalidad de las mismas; y también afecta a la humedad. Como es de esperar, todos estos cambios ambientales afectan gravemente a la agricultura, tanto a la producción como a la calidad de los alimentos.

Todos estos cambios pueden producir que las enfermedades transmitidas por alimentos se intensifiquen y que las especies invasoras que afectan a los cultivos puedan ver favorecida su supervivencia. Como consecuencia las plantas necesitan nuevos pesticidas que puedan eliminar las especies invasoras 

También nos afecta a nosotros

Pero no sólo afecta a las plantas, también nos va a afectar a nosotros. Y es que la periodicidad con la que se van a repetir cada vez es menor, afectando gravemente a los cultivos y a la ganadería, reduciendo la disponibilidad de alimentos para el consumo humano

La pesca también se verá gravemente afectada, ya que los cambios en la temperatura provocarán que muchos recursos pesqueros sean menos abundantes y que otros recursos se desplacen a zonas de más difícil acceso. Numerosas comunidades que viven de la pesca no podrán explotar su principal medio de vida.

Pero todo no es malo, en nuestra mano está que la situación se pueda revertir. La producción alimentaria sostenible puede ser una de las medidas en contra del cambio climático, junto con otras medidas como el uso inteligente y eficiente del agua, entre otras medidas, podemos conseguir que el futuro de nuestro planeta sea esperanzador.

Como conclusión, podemos decir que la seguridad alimentaria y el cambio climático van de la mano, pero está en nosotros mitigar los efectos del cambio. Si necesitas asesoramiento sobre seguridad alimentaria, en Unika somos un laboratorio experto, ponte en contacto con nosotros sin compromiso.

Información y seguridad alimentaria

En nuestro blog estamos constamente hablando sobre la importancia que tiene la seguridad alimentaria pero, hoy os vamos a contar la relevancia de la información para poder alimentarte de forma segura. En Unika somos expertos en seguridad alimentaria, y hoy te presentamos la BEDCA.

La Base de Datos Española de Composición de Alimentos es una base de datos dirigida especialmente para los profesionales de la salud, que recopila de forma actualizada información nutricional y  los ingredientes de alrededor de 23 mil alimentos y bebidas que se ofertan en el mercado de nuestro país. Esta información se extrae del etiquetado.

Estamos hablando de la mayor base de datos que se puede consultar de forma online y abierta para todo el público. Desde la FEN comentan que el objetivo de la BEDCA es ofrecer a los profesionales de la salud información actualizada de todos los alimentos disponibles con el objetivo de que puedan acceder a esta información de forma inmediata.

Está construida según los estándares europeos desarrollados por la Red de Excelencia Europea EuroFir y se unirá a otras bases de datos europeas dentro de la Asociación EuroFIR AISBL que se encargan de que exista una plataforma unificada.

La Fundación Española de Nutrición es la promotora de la Red BEDCA, una red de centros de investigación públicos, Administración e Instituciones privadas que tienen por objetivo el desarrollo y mantenimiento de la Base de Datos Española de la Composición de Alimentos.

Uno de los fuertes de esta herramienta es que está en constante actualización, y es que la oferta alimentaria no para de cambiar, como consecuencia las tablas de composición se quedan obsoletas rápidamente. Esta actualización se debe a que la herramienta recoge los datos de los productos alimentarios de las páginas webs de los propios anunciantes.

Los productos serán registrados según todas las categorías y grupos de alimentos: aceites y grasas, frutas, cereales y derivados, verduras y hortalizas, leche y productos lácteos, pescados y mariscos, carne y derivados, azúcares y dulces, huevos, legumbres, aperitivos, platos preparados, salsas y condimentos, bebidas sin alcohol, bebidas alcohólicas y suplementos sustitutivos de comidas. Dentro de estos grupos también existen subgrupos que facilitan la clasificación.

Esta herramienta pionera, dará a los profesionales de la salud un acceso fácil y rápido a la información, lo que les ayudará a la hora de tratar a los pacientes. El acceso a la información nos ayuda también a reducir los riesgos de la seguridad alimentaria.
Para cualquier consulta, contacta con nosotros, que somos laboratorio experto en seguridad alimentaria.

 

Las ventajas del outsourcing

¿Conoces el término outsourcing? Proviene de la unión en inglés de out (fuera) y source (recurso), lo que haría referencia en español a la externalización o subcontratación. En Unika, tu empresa líder en gestión de marcas, te contamos las ventajas del outsourcing. 

Una empresa puede decidir externalizar ciertos servicios en los que no se consideran especialistas con el objetivo de centrarse en su función principal. Además, las ventajas del outsourcing no se quedan ahí,  ¡sigue leyendo!

 

En qué consiste

Para entender en qué consiste este proceso es importante tener en cuenta la actividad principal de la empresa. Nunca se van a externalizar las áreas que consideramos centrales de la empresa. Una empresa de informática no externalizaría los servicios de programación, al igual que un laboratorio no externalizaría los análisis biológicos. 

En definitiva, el outsourcing es un proceso que emplea una empresa en el que contrata a otra empresa para desarrollar una determinada área alejada de la actividad central de la contratante. 

 

Tipos

Dependiendo de las necesidades concretas de la empresa, el tipo de outsourcing elegido será uno u otro. Hay diversos tipos, teniendo en cuenta principalmente el lugar donde se prestan los servicios de externalización. 

El Off-shoring hace referencia a la deslocalización, que consiste en la contratación de terceros que se localizan en países con mano de obra más barata. Esto ofrece una mayor reducción de costes. En el otro extremo encontramos el In-house, en la cual los servicios externalizados se prestan dentro de las instalaciones de la empresa contratante.

Por otra parte, encontramos el Off-site. Los servicios aquí se realizan en las instalaciones de la empresa que presta los servicios. Y por último, el Co-sourcing, cuando ambas empresas comparten las responsabilidades de la prestación de servicios.  

 

Las ventajas

Para determinar las ventajas del outsourcing es importante hablar de los costes. La principal razón para emplear este recurso es la disminución de costes, aunque se debe hacer un análisis previo de la situación para comprobar que la externalización es beneficiosa. Los costes fijos de la empresa se reducirían, ya que pasarían a ser variables y solo se pagarían en el momento de necesitarlos. 

Otra de las ventajas del outsourcing reside en la dinamización de los servicios. Esto se materializa en la total flexibilidad de la empresa para adaptarse a los continuos cambios del mercado. Además, las empresas que cuentan con el outsourcing siempre ofrecen las últimas tecnologías disponibles. 

Todo esto provocaría un aumento de la productividad de la empresa, debido a las ventajas competitivas y a la gran flexibilidad. 

 

En Unika somos líderes en outsourcing, generamos valor con soluciones integrales a medida. Unika DAT aporta soluciones específicas para cada sector, contando una especialización en la gestión de Recursos Humanos y Tecnológicos. Conocemos las ventajas del outsourcing de primera mano, nos adaptamos constantemente a las necesidades del mercado. Por ellos esperamos que confíes en Unika, tu empresa líder en gestión de marcas, para orientarte y dar respuesta a tus necesidades. Nos ajustamos a ti.

El análisis organoléptico de los alimentos

El análisis organoléptico de los alimentos se está convirtiendo en algo fundamental a la hora de producir y comercializar nuevos productos. Por ello desde Unika, como expertos en seguridad alimentaria, queremos que conozcas en qué consiste este proceso. 

Un análisis organoléptico se basa en la descripción de las características físicas de una materia, tal y como se pueden percibir por los sentidos. De este modo, en un análisis alimentario se valorarían cualitativamente las características de los alimentos a través del olfato, gusto, vista, etc. Es así como se proporciona una garantía de calidad, tan importante para la seguridad alimentaria.

El sentido del gusto aquí es fundamental, ya que permite identificar los sabores y texturas de los productos a analizar. Pero además, se complementa con el olfato, pues los olores de los alimentos introducidos por la boca ascienden por la vía retronasal hacia la nariz.

 

Su utilidad para determinar la calidad 

En el caso de que un alimento estuviera alterado, el análisis organoléptico sería fundamental.  Si las propiedades que caracterizan al alimento estuviesen adulteradas, no se podría ofrecer la calidad requerida a los consumidores. Es útil, por tanto, en cuanto permite mejorar la calidad y cambiar ciertos aspectos de los productos.

Es por esto que siempre se recomienda a las empresas de alimentación que cuenten con una empresa de análisis de laboratorio, para poder garantizar la seguridad alimentaria.  Desde Unika ofrecemos este tipo de servicio, siempre con la intención de garantizar la calidad de nuestros procesos. 

 

La subjetividad de esta prueba

El análisis organoléptico para determinar la alteración de un producto, que pondría en riesgo la seguridad alimentaria, es algo subjetivo. Esto es debido a los patrones culturales, que nos hacen considerar algo como apto o no apto dependiendo de nuestro código cultural. 

De este modo, la aptitud de un alimento dependería de la persona que lo examinase. Por ello, para dotar de rigor a este análisis, se exigen personas experimentadas, con el mismo patrón cultural y sin enfermedades en los sentidos. Además, al aumentar el número de examinadores disminuiría la subjetividad. 

 

Aplicaciones del análisis organoléptico

Y ahora te estarás preguntando, ¿para qué sirve este análisis de laboratorio? Pues bien, en primer lugar y junto con otras pruebas fundamentales, para garantizar la seguridad alimentaria. 

Gracias a un buen análisis, una empresa alimentaria se podría plantear cambiar las materias primas, ingredientes y aditivos de sus productos, en el caso de que éste no fuera óptimo.  Además, se podrían desarrollar nuevos productos y calificar los que ya tienen en el mercado, haciendo una comparativa con otros de la competencia. 

También son útiles para definir las fechas de “consumir preferentemente antes de…” o para elaborar estándares del producto, así como para clasificar los productos de los que una empresa alimentaria dispone.

 

Hoy en día es muy importante poder garantizar la seguridad alimentaria. Es por esto que todos los análisis de laboratorio encaminados a conseguirla tienen tanto peso en la actualidad. El análisis organoléptico es una pieza muy importante de ese puzzle, pero hay otras.

Desde Unika, expertos en seguridad alimentaria, podemos ofrecer ese y otros muchos servicios. Confiamos en la fase de análisis de laboratorio para garantizar la mejor calidad a los consumidores. ¡Cuenta con nosotros!

Todo lo que debes saber sobre la salmonelosis

La salmonelosis es una de las enfermades bacterianas más frecuentes del aparato intestinal. En verano, supone una gran amenaza para la seguridad alimentaria, ya que el calor hace que los alimentos se pongan en mal estado más rápido y exista más riesgo de contaminación. Desde Unika, laboratorio experto en seguridad alimentaria, te contamos todo lo que debe saber sobre esta enfermedad.

Como hemos mencionado, la infección por salmonela es una enfermedad producida por una bacteria. Esta bacteria vive en el intestino de los animales y de humanos y se libera a través de las deposiciones. La principal vía de infección para los humanos es a través de los alimentos y del agua contaminada.

Prácticamente cualquier alimento puede estar infectado por la bacteria, ya que si una persona tiene las manos contaminadas y manipula los alimentos, ésta se extiende. La mayoría de casos se suelen dar en verano, ya que las altas temperaturas favorecen su crecimiento. 

 

Síntomas

La OMS dice que en la mayoría de casos, la salmonella provoca infección intestinal sin llegar a tener más trascendencia. Los síntomas son leves y los infectados se recuperan sin problema. Aunque en algunos casos se puede llegar a agravar la situación y  poner en peligro la vida.

Los síntomas pueden ser: vómitos, náuseas, diarrea, fiebre, escalofríos, etc. Los expertos recomiendan beber líquidos en abundancia y tomar comidas ligeras y sin grasa.

 

Tratamientos

La OMS afirma que en los casos graves, el tratamiento es sintomático y consiste en la reposición de electrolitos que se han perdido como consecuencia de la deshidratación producida por los vómitos y la diarrea, y la rehidratación.

 

Alimentación

Es muy importante seguir una dieta blanda con líquidos abundantes. Es recomendable tomar bebidas isotónicas, infusiones o caldos sin grasa. Los alimentos sólidos como el pollo o pavo deben ser hervidos o cocinados a la plancha. El arroz blanco también es un buen aliado en la dieta blanda.

Es importante evitar condimentados picantes, frutos secos, leche, quesos grasos o embutidos.

 

Recomendaciones 
  • La OMS recomienda asegurarse de que los alimentos estén cocidos correctamente y aún calientes al servirlos.
  • Evitar la leche cruda y los productos lácteos. Preferiblemente, beber solo pasteurizada o hervida.
  • Manipuladores de alimentos y familiares deben alertar inmediatamente a sus empleados cualquier episodio de fiebre, diarrea o vómito.

 

Esperamos que esta entrada te haya ayudado a pasar un verano mejor en cuanto a precaución alimentaria se refiere. Ante cualquier duda sobre la seguridad o el análisis de los alimentos, contacta con nosotros, tu laboratorio experto.

El fraude alimentario

Con el paso de los años, la vigilancia del fraude alimentario va adquiriendo importancia en la Unión Europea, con tal fin fue creada la EU Food Fraud Network (Red Europea del Fraude Alimentario) en el año 2.013. Desde Unika, tu asesoría sanitaria, te contamos qué es el fraude alimentario y a qué se dedica esta institución.

 

El fraude alimentario son aquellas acciones intencionadas de empresas o personas realizadas con el propósito de engañar a los compradores y obtener un beneficio, infringiendo la legislación de la cadena agroalimentaria de la UE. Estas infracciones pueden suponer un peligro para la salud, ya sea humana o animal.

 

El mecanismo “EU Food Fraud Network” nació en el año 2013 a raíz del episodio de la carne de caballo. Este mecanismo tiene como objetivo asegurar un intercambio rápido de información en casos de sospecha de prácticas fraudulentas en relación a la industria alimentaria. Para entrar en contexto, el caso de la carne de caballo fue el etiquetado de carne de caballo como si fuera ternera en algunos productos prefabricados, suponiendo un grave fraude alimenticio en la Unión Europea.

 

Este mecanismo utiliza cuatro criterios para distinguir si un caso puede ser fraude:
  • La violación de una o más reglas codificadas en la legislación de la UE sobre la cadena agroalimentaria
  • La intencionalidad de una infracción se puede verificar, por ejemplo si un producto de alta calidad es reemplazado por uno de baja calidad en grandes cantidades
  • Que la infracción alimentaria genere una ventaja económica para el infractor
  • Si implica algún tipo de engaño para los clientes, como etiquetas del producto alteradas.

 

Los fraudes alimentarios principalmente se dan en el sector del pescado y sus derivados, y en la carne y en los productos cárnicos. Y las categorías de infracciones que más se repiten son en el etiquetado incorrecto y en la sustitución/dilución/adición o eliminación de componentes del producto.

 

Un caso de fraude alimentario muy conocido en nuestro país es el del atún rojo, que consiste en hacer pasar especies de menor valor, como el bonito o el atún blanco, por atún rojo, que es más rentable. También se da el caso de un fraude a la inversa, poner en el mercado atún rojo que procede de pesca furtiva a un precio más bajo.

Siguiendo con los fraudes del atún rojo, otra forma muy extendida es la de poner en el mercado ejemplares en mal estado, manipulados para darles una apariencia óptima. 

 

La Red Europea del Fraude Alimentario lucha contra todos estos tipos de infracciones alimentarias, ya que la seguridad alimentaria de los consumidores está en juego y puede llegar a suponer un problema de salud pública.

 

Si necesitas certificación para tus productos, en Unika somos tu laboratorio experto en seguridad alimentaria. Accede a nuestra web y échale un vistazo a la gran variedad de análisis que te ofrecemos, o contacta directamente con nosotros sin compromiso.

 

Control de calidad de alimentos, qué es y sus orígenes

El control de la calidad de los alimentos es un aspecto muy importante a tener en cuenta a la hora de comercializar productos para el consumo humano o animal. Desde Unika, como laboratorio experto en seguridad alimentaria, te contamos qué es y cuáles fueron sus inicios.

 

En primer lugar, podemos definir la calidad de los alimentos como el conjunto de cualidades que permiten que un producto pueda ser consumido por la población. Por lo tanto, el control de calidad de los alimentos es el conjunto de parámetros tecnológicos, físicos, químicos, microbiológicos, nutricionales y sensoriales para lograr que un alimento sea sano y sabroso para proteger al consumidor, tanto del fraude como de su salud.

 

Historia del control de calidad de los alimentos

Una vez que lo hemos definido, vamos a hablar un poco sobre su historia. Puede parecer que este tipo de controles han nacido hace pocos años, pero la realidad es que su origen tuvo lugar hace algunos miles de años.

El control de la higiene de los alimentos se remonta al inicio de la historia del hombre, y es que el hombre primitivo tenía que distinguir los alimentos tóxicos o contaminados.

La protección del consumidor frente a la adulteración de los productos tuvo su origen en las leyes de Moisés y en las leyes egipcias, que contemplaban que se debía prevenir la contaminación de la carne.

La Biblia, en el Antiguo Testamento, prohibía el consumo de animales que no hubieran sido sacrificados para el mismo fin. En esta época comenzaron a aplicar técnicas de conservación de alimentos como el salazón y el ahumado.

En la cultura griega, los autores mencionaron el control de la cerveza y la inspección de vinos para controlar su pureza.

A lo largo de la Edad Media se formaron los gremios, que tenían una poderosa influencia en el comercio y podían establecer pautas de calidad para controlar la calidad de los productos. En 1419 se proclamó una ley en contra la mezcla del vino de diferentes zonas geográficas.

Pero será a partir del siglo XIX donde se perfeccionan los métodos de control gracias a la aparición de la química y la microbiología. Los cambios más importantes fueron la aparición de la pasteurización y la esterilización. 

En el siglo XX aparecen las instituciones más importantes en cuanto al control de la seguridad alimentaria. En 1945 fue creada la Organización Internacional para la Agricultura y la Alimentación (FAO) y en 1948 la Organización Mundial de la Salud.

 

Importancia del control de calidad de los alimentos

No hay duda a la hora de decir que un producto que sea rechazado o retirado del mercado por ser de baja calidad, supone para una compañía unas pérdidas muy importantes. No solo pérdidas económicas, también conseguir una mala imagen de marca y el posicionamiento en la mente de los consumidores.

 

Una vez que hemos visto brevemente la historia del control de la calidad de los alimentos y su importancia, en Unika te ofrecemos cualquier tipo de análisis de laboratorio que necesites para asegurar que tu productos cumplen con los estándares de calidad.

¡Contacta con nosotros!

Abejas y seguridad alimentaria, ¿cómo se relacionan?

Cuando hablamos de las abejas se nos viene  a la mente miel, cera, panales, jalea real y también una dolorosa picadura. Pero no somos conscientes de la trascendencia que tienen en nuestra vida y cómo la seguridad alimentaria depende de estos insectos. En Unika somos expertos en seguridad alimentaria y te contamos esta curiosa relación. Pásate por la última entrada de nuestro blog.

 

Las abejas, son pequeños trabajadores que no descansan en todo el año, son una de las especies más trabajadoras del reino animal. Aseguran la polinización, es decir, gracias a ellas las plantas, tanto silvestres como cultivadas, se reproducen y así permiten la producción de alimentos para los humanos y para la fauna en general.

Estas trabajadoras incansables visitan flores de una sola especie durante cierto tiempo antes de trasladarse a otras, lo que resulta beneficioso para aquellas plantas que requieren polen de la misma naturaleza para fecundarse. La polinización no sólo ayuda a las plantas a reproducirse, sino que también permite que haya más variedad y mejor calidad de los alimentos.

Los expertos aseguran que si las abejas desaparecen, sería el principio del fin de la especie humana. Existen más agentes polinizadores, pero las abejas acostumbran a visitar más variedades de plantas, por lo que su extinción supondría también la de muchas especies vegetales que suponen la base de la pirámide nutricional de muchos animales.

 

Problema actual

La cantidad de abejas y de otros polinizadores se está reduciendo drásticamente en muchas partes del planeta. Esto está causado en gran medida, por las prácticas agrícolas intensivas, el uso excesivo de productos químicos agrícolas y el aumento de las temperaturas como consecuencia del cambio climático.

Los químicos plaguicidas no actúan sobre las abejas de forma inmediata, el proceso es lento. Se convierten en portadoras del veneno y lo transfieren a toda la colmena. Les afecta en la forma que produce un Alzheimer colectivo. Las que salen en busca de alimento no encuentran el camino de vuelta a la colmena, y si lo hacen, no pueden transmitir la información sobre dónde está el alimento.

El pasado 20 de mayo en Roma, fue el Día Mundial de la Abeja. En este día se reunieron una serie de países para establecer medidas que protejan a estos insectos tan importantes para el planeta y para la biodiversidad del mismo.

Los particulares podemos contribuir a la protección de las abejas plantando flores en nuestras casas, para que estas pequeñas trabajadoras puedan alimentarse y polinicen nuestro entorno.

¿Estabas al tanto de la importancia que tienen las abejas en nuestro planeta? Ahora es el deber de todos hacer todo lo que esté en nuestra mano para ayudarlas. Nosotros, como expertos en seguridad alimentaria, estamos en el bando de las abejas.
Para cualquier consulta, ¡contacta con nosotros!

 

Mitos y verdades sobre los alimentos transgénicos

A día de hoy, es muy probable que, sin saberlo, hayas consumido algún alimento en el que hubiera uno o más organismos genéticamente modificados. Como expertos en seguridad alimentaria, desde Unika te contamos los mitos y verdades sobre estos alimentos que generan tanta controversia.

 

Para empezar, los alimentos transgénicos son aquellos que han sido producidos a partir de un organismo modificado mediante ingeniería genética y al que se le han incorporado genes de otro organismo para producir características deseadas que mejoren la calidad y los valores nutricionales.

 

  1. Causan problemas de salud

La verdad es que en este aspecto no hay consenso entre los expertos. Unos dicen que no afectan y otros que sí. Es evidente que esta técnica genera muchos beneficios, como el hecho de que sean más resistentes a las plagas o instecticidas o duren más en la nevera; también es verdad que pueden provocar nuevas alergias.

 

  1. Son más caros

Es un mito. La producción de estos alimentos es más barata ya que resisten más a las plagas y a los pesticidas. Aquí entra el conflicto de, ¿quieres pagar más por alimentos sin modificar genéticamente o pagar menos y consumir transgénicos?

 

  1. Son diferentes nutricionalmente

Es verdad. El hecho de introducir uno o más genes en un organismo por medio de ingeniería genética puede generar cambios en la expresión de sus propios genes. Provocando así, una variación en los componentes nutricionales. Pero que sean diferentes no quiere decir que sean malos.

 

  1. Dañan el medio ambiente

Mito. Los críticos defienden que dañan el medio ambiente por el hecho de que se utilizan más herbicidas en el cultivo, pero la realidad es que sucede justo lo contrario. Necesitan una menor cantidad para producir lo mismo o más de alimentos orgánicos.

 

  1. Amenaza a la biodiversidad

Mito. La realidad es que los cultivos transgénicos no presentan riesgos distintos para el medio ambiente que los cultivos convencionales. Con respecto a los transgénicos que son resistentes a las plagas, se ha demostrado que no generan efectos adversos sobre la abundancia de otros insectos.

 

  1. Son menos seguros y no están regulados de forma adecuada

Mito. No existe evidencia de que sean más o menos seguros que los alimentos convencionales. En Europa, tienen que pasar por todo tipo de controles de seguridad e inocuidad que lleva a cabo la Unión Europea. Y están debidamente regulados por el organismo correspondiente, en nuestro caso por la UE.

 

Como podemos ver, los alimentos transgénicos generan mucha controversia y los expertos no acaban de ponerse de acuerdo. Ante cualquier duda sobre los alimentos transgénicos, contacta con nosotros. Unika, un laboratorio experto en seguridad alimentaria y en el análisis de alimentos.

 

Micotoxinas, ¿las conoces?

Probablemente las conozcas y las hayas visto muchas veces, están presentes en muchos tipos de alimentos y cultivos, y son muy peligrosas para nuestra salud. Esta es una de las razones por las que el análisis microbiológico de los alimentos es muy importante. En Unika somos expertos en seguridad alimentaria, y te contamos todo lo que debes saber sobre estas toxinas.

 

  • ¿Qué son?

 

Según la OMS (Organización Mundial de la Salud), las micotoxinas son compuestos tóxicos producidos de forma natural por algunos tipos de mohos. Los mohos que las producen crecen en una gran variedad de alimentos como los cereales, frutas desecadas o especias. Pueden crecer antes o después de la cosecha, durante el almacenamiento o en el propio alimento estando en entornos cálidos y húmedos.

Los efectos de varias micotoxinas presentes en los alimentos se manifiestan de forma inmediata tras el consumo de los alimentos contaminados. Otras han sido relacionadas con síntomas a largo plazo, tan graves como el cáncer o la inmunodeficiencia.

 

  • Micotoxinas más conocidas

De todas las micotoxinas algunas de las que más han llamado la atención son las aflatoxinas, que crecen en el suelo y afectan a los cultivos, también pueden encontrarse en la leche de animales alimentados con cultivos contaminados; la ocratoxina, que contamina los cereales y sus productos; la patulina, que se puede encontrar en las manzanas podridas y frutas con moho; y por último los hongos del género Fusarium, que se encuentran en el suelo y producen varias toxinas diferentes.

 

  • Minimizar riesgos

Por norma general, los mohos no crecen en alimentos debidamente secos y almacenados. Con lo cual, un secado eficiente de los productos básicos y mantener esta sequedad son medidas eficaces contra los mohos y las micotoxinas.

 

  • Alimentos expuestos

Pueden estar presentes tanto en alimentos sin procesar como en alimentos procesados. Varios tipos de alimentos sin procesar son susceptibles de contaminación por micotoxinas, como los cereales, las semillas oleaginosas (girasol, calabaza, sésamo, etc), frutas, verduras o frutos sectos entre otros.

En cuanto a los procesados, debido a que no se destruyen las micotoxinas durante el procesado, son los productos a base de cereales, las bebidas, los alimentos de origen animal y los alimentos infantiles.

 

  • Dosis tolerable

Los organismos que se encargan de evaluar el riesgo han establecido valores de referencia toxicológicos. Pero la exposición a estas toxinas debe de mantenerse tan baja como sea posible, ya que algunas variedades son genotóxicas (pueden dañar el ADN) y cancerígenas.

 

  • El Fuego de San Antonio

Fue una enfermedad que se desarrolló durante la Edad Media. Se producía por la intoxicación a causa del cornezuelo del centeno, un hongo parásito de este cereal que aparecía como un pequeño cuerno negro en las espigas. La epidemia más grande tuvo lugar en Francia, donde murieron cerca de 40 mil personas.

Como hemos visto en esta entrada, el análisis de los alimentos y la seguridada alimentaria son muy importantes para consumir productos de forma segura. Ya sea revisando los alimentos en casa o acudiendo a laboratorios expertos para el uso profesional. Como Unika, especialistas en seguridad alimentaria y en el análisis de los alimento.  ¡Contacta con nosotros!